EL IMPERIO ECONÓMICO DEL MAL


GomorraUna vez terminada la fase presencial, en la cual se nos dio a conocer diversos antecedentes de la interesante economía del mal, instándonos a la lectura de esta. Pues bien, impresionan los diversos antecedentes que se suceden en el Imperio de esta economía en el Puerto de Nápoles. Es en este zona peninsular del mediterráneo donde se suceden increíblemente diversas anomalías, fraudes, evasiones de impuestos. Quizás justificadas desde el punto de vista del equilibrio económico a nivel mundial.

Es en el Puerto de Nápoles, donde opera la Camorra, que es una verdadera organización o sistema empresarial con ramificaciones por diversas partes del mundo, participa de diversos negocios, que van desde la industria textil hasta la droga o especulaciones del tipo urbanístico. Es aquí donde se mueve  el 20 por ciento del valor de las importaciones textiles de China, pero más del 70 por ciento de su volumen pasa por ahí. Es un antecedente difícil de comprender, pero las mercancías que llegan a Nápoles consiguen estar, sin que lleguen, llegar aunque no lleguen nunca, “VER SIN SER VISTO”.

En nuestros días, en Nápoles, se descarga casi exclusivamente mercancías procedentes de China: 1.600.000 toneladas declaradas, al menos otro millón es descargado sin ser declarado, sin dejar rastro alguno. Según la Agencia de Aduanas, en este puerto el 60 por ciento de las mercancías escapan a la inspección de la aduana, el 20 por ciento de los aranceles no se comprueban y hay cincuenta mil falsificaciones, el 99 por ciento de estas son procedentes de China, y se calculan doscientos millones de euros de impuestos evadidos al semestre.

Los containers deben desaparecer antes de ser inspeccionados, pero existen muchos con la misma numeración. De este modo, un contenedor inspeccionado da acceso libre al resto que tienen su misma numeración de manera ilegal. Una cantidad importante de la mercancía introducida en el mercado italiano solo debería estar de paso en el país, pero la magia de las aduanas permiten que lo que debe ser un punto de paso, se convierta en un punto de salida.

En Abril del año 2005, el Servicio de Vigilancia Antifraude de la Aduana, puso en marcha cuatro operaciones, en las que se incautaron veinticuatro mil pantalones destinados al mercado francés, más de cincuenta y un mil objetos procedentes de Bangladesh con el sello “made in Italy”, y de alrededor de cuatrocientos cincuenta mil muñecos (Barbie – Spiderman), más otros cuarenta y seis mil juguetes de plástico, por un valor total de aproximadamente treinta y seis millones de euros. En unas pocas horas estaba pasando un pequeña parte de economía por el puerto, y de este al mundo. No existe una hora o minuto en que esto no suceda y la pequeña parte de economía se va transformando hasta llegar a ser comercio completo que evade impuestos.

Durante muchos años, cualquier persona que hubiese querido ser empresario en esta zona de Europa, habría podido hacerlo. Convertir ese sueño en realidad, era sencillo, con un préstamo, una liquidación o unos buenos ahorros montaba su fábrica. Establecía una empresa, si ganaba en esta, obtenía eficiencia, productividad, rapidez, silencio y trabajo a bajo coste. Ganaba como quien gana apostando al rojo o al negro en la ruleta. Por el contrario, si perdía, simplemente cerraba al cabo de unos pocos meses, porque nada era el resultado de una planificación financiera exhaustiva. Zapatos, prendas de vestir en general, eran producciones que se imponían oscuramente en el mercado internacional. Las mercancías producidas, tenían tanto más valor, mientras más en silencio y clandestinamente se fabricaran. El territorio italiano, producía desde hace décadas las mejores prendas de la moda italiana, y por lo tanto, las mejores prendas de vestir a nivel mundial, no habían asociaciones de empresarios, no habían centros de formación, etc. Todo sin una riqueza colectiva, una riqueza saqueada, arrebatada con esfuerzo por alguien para llevársela a su propio nicho. Llegaban de todas partes para invertir, fábricas que producían prendas de vestir, camisas, faldas, chaquetas, guantes, sombreros, zapatos, bolsos, etc. En esta zona, desde 1950 no hacía falta tener permisos, contratos, espacios. Garajes y sótanos, se convertían rápidamente en fábricas. En los últimos años, la competencia China ha acabado con las que fabricaban productos de calidad media, no han dejado espacio para el desarrollo de las capacidades de los obreros. Un número importante de personas se han quedado sin trabajo, los propietarios de las fabricas han quedado “ahogados” por las deudas y usura, otros tantos viven en la clandestinidad.

 

2 pensamientos en “EL IMPERIO ECONÓMICO DEL MAL

  1. Reitero el comentario que he hecho al post de Luis Antonio. No nos cuesta nada citar las fuentes de las que nos inspiramos a la hora de elaborar nuestros post, ya que, como digo, no creamos nada, sino que innovamos y agregamos valor en lo ya creado´, adaptado al concepto de emprendedorismo.
    Entiendo que el texto que inspira este post está extraído de la obra de ROBERTO SAVIANO, titulada, Gomorra, y traducida por Teresa Clavel y Francisco J. Ramos. Lo podemos encontrar gratuitamente en muchos sitios, pero si nos lo queremos descargar en pdf, os recomiendo
    http://es.scribd.com/doc/11715425/Saviano-Roberto-Gomorra

    Saludos cordiales

  2. Ha situaciones como las presentadas por Manuel, siempre encontraremos dos realidades, por un lado el formal, (el lado conciente) y por otro el lado oscuro (el subconsciente), o sea la estructura profunda de las organizaciones. En general los negocios representan el metabolismo racional transformacional, mientras el nivel más profundo corresponde al subconsciente y que no son otra cosa que las energías reprimidas de las reglas formales del sistema. Lo interesante es la interacción entre el conciente y el inconciente los cuales no necesariamente son conceptos separados, sino más bien dos aspectos que co-existen en la organización, que se sobreponen y se alimentan entre ellas.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s